Petraza: Gato Birmano

Carlos Vidaller Santos Petrazas, Petrazas gato 1 Comment

4.67/5 (3)

¿Conoces al sagrado de Birmania o simplemente, Gato Birmano, el gato de los ojos zafiro? ¡Te invitamos a que lo descubras todo sobre él en este artículo!

Historia del Gato Birmano

Este felino tiene sus orígenes en Birmania, un país de Asia y los primeros ejemplares en llegar a Europa lo hicieron en 1916, desembarcando en Francia. En la década de 1920 este país reconoció la raza, mientras que en Inglaterra esto no ocurrió hasta 1966. Tiempo después, en la década de los 60, el Gato Birmano desembarcó en EE. UU. donde fue reconocido como raza en 1967. Estuvo a punto de extinguirse después de la Segunda Guerra Mundial, sin embargo, gracias a la supervivencia de un macho y una hembra se trabajó en recuperar la raza.

Carácter del Gato Birmano

Este gatito es ideal como mascota de familia, ya sea como único felino de la casa o con otros compañeros gatunos. Si su dueño responde constantemente a sus maullidos, el Birmano puede mantener largas y frecuentes “charlas” con él, ya que le gusta comunicarse. Es una raza moderadamente activa, es decir, le gusta jugar, pero no es demasiado revoltosa; es muy sociable, pero no necesita ser el centro de atención. Si bien le gusta subirse a los muebles más altos para mirar el mundo desde arriba, no es un gato que vaya a poner en peligro las cortinas.

Características físicas del Gato Birmano

Cabeza: ancha y fuerte.

Hocico: mediano y romano, con orificios nasales bajos.

Orejas: pequeñas y redondeadas en la punta, bien separadas.

Ojos: muy azules, almendrados y grandes.

Patas: cortas, redondeadas y fuertes.

Cola: de largo mediano y con pelo largo.

Color: capas de colores claros entre blanco y crema con tonos dorados en el lomo, las patas tienen “guantes” blancos y pueden tener puntos en la cara, las orejas, la cola y las patas.

Pelaje: semilargo, sedoso al tacto y con una capa interna densa y lanosa.

¿Sabías que…?

Este minino tiene su propia leyenda. Se dice que los habitantes de Khmer construyeron un templo para rendir culto a la diosa dorada Tsun-Kyan-Kse; esta diosa tenía unos increíbles ojos zafiro. En el templo vivía el sacerdote Mun-ha con Sihn, su gato marrón. Una noche, el sacerdote fue asesinado y su gato lo acompañó en sus últimos instantes, posado sobre su pecho. Cuando murió el sacerdote, el gato dirigió su mirada a la diosa y en ese momento ella le regaló sus colores dorado y zafiro. Al tiempo que el pelaje y los ojos de Sihn cambiaban de color, ocurrió lo mismo con todos los gatos que había en el templo. Se cuenta que las patas que el gato había apoyado sobre el pecho de su dueño se mantuvieron blancas para mostrar la pureza del sacerdote.

Compatible con tu mascota

  • Mantén a tu Birmano bien alimentado, sano y libre de bolas de pelo con el pienso Equilibrio Nutricional de Royal Canin.
  • Para evitar los nudos en el pelaje de tu amigo gatuno, te recomendamos que lo cepilles una vez por semana con el Furflex de Furminator que elimina hasta el 90% del pelo muerto.
  • Regálale horas de sueño reparador en casa con la cómoda cuna Mijou de Trixie.
  • Al Birmano le encanta jugar con sus dueños, por eso te recomendamos juguetes con los que puedas compartir un tiempo con él como el smile ball con plumas de Nayeco.

Comments 1

  1. Que bonitos son estos gatos.He visto en una expo en Francia.Son maravillosos y muy tranquilos.
    Tambien quisiera decir, que yo soy creadora de los gatos Kurilian Bobtail.También es una raza de gatos maravillosos ,el caracter es muy parecido de las Birmas.Pero pelaje todavia mas sedoso y muy placentero de tocar.No hacen nudos y son hipoalergenicos.Si necesito fotos, mira mi perfil en facebook: Criadero Aborigenes-Kurilian Bobtail en España

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *